• ( 34) 957 492 510

19 Ene

El Tribunal Supremo en una reciente sentencia de fecha 20 de noviembre de 20014 (enlace a la sentencia) ha rechazado la posibilidad de ejercer, por parte de la aseguradora, la acción de repetición frente al tomador de seguro, en virtud de la cláusula que excluye la cobertura para siniestros ocasionados por menores de 26 años no declarados en la póliza. Este supuesto es bastante frecuente en la práctica jurídica, ya que es habitual la existencia de este tipo de cláusulas en las pólizas de seguro y que claramente limitan los derechos del asegurado.

El fallo de esta sentencia es contundente ya que declara nulas aquellas cláusulas que establezcan la posibilidad de repetir contra el asegurado en aquellos casos en los que el conductor sea un menor de cierta edad no declarado, estableciendo dicha posibilidad sólo en aquellos casos de que el conductor carezca del preceptivo permiso de circulación. Todo ello en virtud de la reforma del artículo 10 de la LRCSCVM introducida por la Ley 21/2007. No obstante, declara dicha nulidad únicamente a efectos del seguro obligatorio y no respecto al resto de garantías.

Sin embargo, debemos de pensar en qué situación quedan las aseguradoras en aquellos supuestos en los que deberán indemnizar a los perjudicados cuando el causante del accidente sea, por ejemplo, el hijo del asegurado menor de 26 años no declarado en la póliza, lo que supone una agravación manifiesta del riesgo declarado en el contrato.

Deja un Comentario

¿Eres humano? Resuelve la suma * Time limit is exhausted. Please reload the CAPTCHA.